19 dic. 2010

Partidos y troceados


En esta última entrada del año debería ir de buen rollito y tal, aunque solo fuera para cumplir dos objetivos tan de moda hoy; ser "políticamente correcto" y tener "espíritu navideño".

Pues bien, ni una cosa ni otra, sino todo lo contrario.

Ahora que la mayor parte de los políticos nos dicen que somos una democracia madura y bla, bla, bla, yo digo que somos todo lo contrario, ni democracia ni madura.

Somos una PARTITOCRACIA y ya pasamos de madura, igual que la fruta cuando está pasada.

En una democracia que se precie los votantes deberían poder votar a los candidatos que mejor les pareciesen, pero nuestro sistema electoral (y el de muchos países de nuestro entorno) solamente permite votar por los partidos, no por las personas.

Con este sistema de elecciones no se puede votar a los que consideramos mas aptos sino a los partidos ,y las listas las confeccionan los partidos, y en esas listas aparecen los menos críticos con los mandamases de los partidos.

Se puede objetar que los votantes pueden elegir entre los partidos que se presentan aquel partido que lleve en su programa electoral lo que concuerde con las ideas del votante, pero el problema estriba en que ningún partido hace lo que dice que iba a hacer cuando pide tu voto.

Hace, practicamente, todo lo contrario.

Así que: PARTITOCRACIA O DEMOCRACIA DE PARTIDOS, esto es lo que hay y habrá.

A ninguno de los interesados les interesa cambiarlo. El gobierno de los mas aptos lo dejamos en el cajón de las utopías.

.......................................................................................................................................................................


Cambiamos de tercio y hablamos de pensiones, ahora que están tan de moda.

En este montón de autonomías tenemos 614 padres de la patria. 350 diputados/as y 264 senadores/as (dejaré por esta vez de lado los padres de las patriítas autonómicas, que también tiene mucha tela para cortar)

Estos señores, si se mantienen como padres de la patria en sus puestos durante once años, tienen derecho al 100% de la pensión cuando lleguen a los 65 años.

Los que lo logren solo durante nueve años tienen derecho al 80% de su pensión, a la misma edad.

Ahora mismo (el cambio está a la vuelta de la esquina) un currante normal tiene que cotizar a la SS durante 35 años para tener derecho a cobrar el 100% de la pensión. Si no logra cotizar 15 años, como mínimo, no tiene derecho a pensión alguna.

Cierto es que la comparaciones son odiosas y obscenas, pero bastante mas obsceno es lo de los padres de la patria.
Parodiando a uno de ellos: ¡Manda huevos!

A algunos la inteligencia les persigue pero son mas rápidos que ella. Su problema será cuando ésta alcance a la gran masa. La guillotina será demasiado lenta.
Aparte todo lo anterior, ¡FELICES FIESTAS!


En casita, calentito el 19/12/10